Noticias

Ver todas

Jornadas de descacharrización se realizarán la semana próxima en el barrio Anglo

14 diciembre, 2018

En el marco del plan de trabajo implementado en la lucha contra el dengue y la proliferación del vector del Aedes Aegypti, la Dirección Dptal de Salud realizó, durante el pasado mes de octubre, una encuesta larvaria a través del método LIRA (Levantamiento de Índices Rápidos de Aedes Aegypti). Como en años anteriores, la pesquisa arrojó bajos niveles de infestación en distintas áreas de la ciudad, salvo en el barrio Anglo. Aquí, si bien los índices señalaron que existía un riesgo leve y moderado, la situación, que dista de ser considerada alarmante, amerita una intervención tendiente a reducir los potenciales riesgos.

Esta mañana los Doctores: Sylvia Ibarguren (Directora de Medio Ambiente (I) de la Intendencia de Río Negro), y Paolo Centomo (Director Dptal de Salud) comunicaron los detalles del dispositivo que el Comité de Emergencia implementará en el Anglo a partir del próximo lunes. Ese día, funcionarios de la Cooperativa social que trabaja con ASSE, conjuntamente con trabajadores de la IRN realizarán una jornada puerta a puerta con el objetivo de concientizar a los vecinos acerca de la temática y de las acciones preventivas que se deben adoptar. Asimismo, el miércoles se colocarán volquetas en lugares estratégicos del barrio para que los vecinos se deshagan de los elementos que puedan resultar riesgosos, priorizando objetos que sean pasibles de contener agua.

En el mismo sentido, el viernes se levantarán las volquetas, y personal de la cooperativa social implicada en el operativo, junto a efectivos del Batallón de infantería N° 9, volverán a realizar un sondeo a los efectos de eliminar los objetos no desechados en primera instancia.

La Dra. Ibarguren señaló que otro elemento de riesgo, constatado en el lugar, son las cubiertas en desuso. Estas deben ser desechadas depositándolas a un costado de las volquetas para “poder hacer una disposición responsable y adecuada en el plan de gestión que tiene la intendencia con respecto a los neumáticos usados”.

Además, la jerarca enfatizó que, más allá del caso puntual del barrio Anglo, toda la población debe tomar los recaudos pertinentes: deshacerse de los recipientes que puedan acumular agua (Baldes, macetas, cubiertas en desuso, etc.) y eliminación de malezas.

Por su parte, el Dr. Centomo consideró que los índices de riesgo detectados en el Anglo no implican que exista una circunstancia particular que los origine (“capaz que vamos en este momento y encontramos que los índices cambiaron o que hayan cambiado en otro punto de la ciudad”) pero señaló que ante la constatación de riesgos, por mínimos que estos sean, se adoptan las medidas precautorias de rigor.